Consejos para conducir en condiciones extremas en invierno

En todas las épocas del año hay que tener precaución en la carretera y tener todos los elementos de desgaste en buen estado, pero en invierno hay que tener una especial atención en la revisión de la calefacción, luneta térmica, reponer el anticongelante, etc.

Las lluvias o las carreteras heladas hacen que debas tener más que nunca los cinco sentidos en la carretera, ya que los riesgos de sufrir un accidente aumentan por las difíciles condiciones a la que te enfrentas.

Es primordial seguir estos consejos para tus desplazamientos en esta época:

  • Evita desplazamientos bruscos como volantazos o frenadas violentas cuando esté lloviendo o nevando.
  • La nieve, niebla o lluvia reduce tu visibilidad y tiempo de reacción. Es importante que aumentes la distancia de seguridad para asegurar la frenada.
  • Antes de cada desplazamiento revisa el estado de los neumáticos para que se adhieran con firmeza.
  • Utiliza las luces de cruce para evitar deslumbrarte en caso de lluvia muy intensa, nieves o niebla.
  • Conduce con ropa cómoda y sin el abrigo puesto para tener libertad de movimientos a la hora de conducir.
  • Respeta el límite legal de velocidad e intenta circular siempre por el carril de la derecha.
  • La temperatura del interior del vehículo debe rondar los 21 grados para evitar que se empañen los cristales y provocar somnolencia.
  • Antes de emprender un viaje infórmate del estado de las carreteras y disponer de todos los números de asistencia en carretera y emergencia.
  • En caso de encontrarte con maquinas quitanieves, facilita el paso y nunca abandones el vehículo en la calzada e intenta llegar a un área de servicio para avisar al 902 200 320 sobre el mal estado de la carretera.
Volver al listado